De bombas y amenazas

Este último mes ha sido algo extraño en la dimensión Beauchef. Atrás quedan los tiempos donde lo peor que podía pasar era que un toro extraviado asustase a los alumnos que recorren las dependencias. Ahora nuestros problemas son mucho más similares a los del primer mundo. Tal como dice el comunicado oficial de la escuela: “El día viernes 8 de abril del 2016, funcionarios del aseo encontraron un paquete de contenido sospechoso en el primer piso del Edificio Norte de Beauchef 851 perteneciente a nuestra Facultad. (…) tras un operativo del GOPE, se verificó que se trataba de un artefacto incendiario, programado para que se accionara durante la noche. ” Este evento significó que muchos alumnos que estaban rindiendo un control de diferencial fueran desalojados y tiempo después rindieran una prueba mucho más díficil. Shit happens.

Casi un mes después apareció una pagina web donde se hacían responsables del anterior “atentado frustrado”

0656560a-1ed5-4219-ab01-53b7dd3196ee

A medida que uno va leyendo uno puede o no entender el punto de vista de estas personas. Yo lo hice. Me parece que su punto de vista es sumamente respetable, y puede que hasta tengan razón en varios puntos, a pesar del nombre del grupo que raya en lo ridículo y que las bombas hasta donde yo sé necesitan ciencia para funcionar. Lo que es indefendible es el ataque personal y las amenazas a distintos personajes que uno puede o no tener en estima. No es la forma.

La tercera patita del cuento es la que ocurrió el pasado jueves 12 de mayo donde un aviso de bomba nos desalojó a todos a la hora de almuerzo y no nos dejo trabajar hasta las 14:24 cuando los amables buenos días buenas tardes nos dejaron ingresar al recinto.

2016-05-12 13.38.32

Corrió el puntaje.

A modo de cierre, es importante que quienes conformamos la comunidad de la FCFM, colaboremos con las medidas de protección y cuidado que se han adoptado, informándonos sobre los protocolos vigentes, estando atentos y siendo solidarios con los demás, cuidando los espacios que compartimos, portando siempre la identificación universitaria TUI, advirtiendo a los responsables de la seguridad del campus de actitudes extrañas por parte de terceros o de objetos sospechosos, entre otras medidas. Ver más información al respecto aquí.

1 thought on “De bombas y amenazas

  • “Prefiero una silla de montar…”
    Entonces vete al campo en vez de estar rayando la papa con nosotros enfermo de actitud.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.